Algunas Claves para una Alimentación Sana

Algunas claves para una Alimentación sanaAlimentación y salud van unidas: “la mejor farmacia se encuentra en nuestra propia despensa“. Por eso, es importante conocer cuales son los nutrientes esenciales, qué funciones desempeñan y qué síntomas aparecen cuando faltan.

Con los alimentos adecuados, sus vitaminas y sus minerales, podemos prevenir dolencias, aumentar las defensas y disponer de más energía física. Es fundamental conocer y aprovechar al máximo el gran potencial de los alimentos; conocer cómo combinarlos y conservarlos para que no pierdan vitaminas; saber qué combinaciones aumentan los beneficios nutricionales o cuáles mezclas es preferible evitar.

Hoy son conocidos los beneficios de algunos alimentos. La dieta Mediterránea se ha confirmado como la más saludable. La correcta combinación de los diferentes alimentos nos ha dado a conocer los secretos de una alimentación sana y equilibrada. La correcta manipulación de los alimentos es importante para conservar los nutrientes que estos poseen, ya que nos ayudan a metabolizar mejor las grasas para que no se acumulen en nuestro cuerpo.

No todos seguimos correctamente la dieta Mediterránea a pesar de sus reconocidos beneficios, hemos desplazado con el consumo de carnes y productos elaborados al de verduras, frutas y pescados.

Todos sabemos los beneficios de algunas de las vitaminas y minerales más conocidas por las informaciones que nos llegan desde diferentes medios, asi sabemos que la vitamina C nos protege de resfriados y tiene una potente función preventiva, igual con algunos minerales como el hierro que evita la anemia o el calcio que es necesario para los huesos, pero hay otras vitaminas menos conocidas pero tanto o más importantes que las que conocemos, los estudios no cesan y cada vez son más los conocimientos y descubrimientos que nos ayudan a que sepamos que tomar.

Algunos elementos Claves para una Alimentación Sana

Si sabemos lo que nos aportan los nutrientes, comeremos mejor y estaremos más sanos.

Los nutrientes básicos son:

  • PROTEÍNAS
  • HIDRATOS DE CARBONO
  • GRASAS
  • MINERALES
  • VITAMINAS

No hay ningún alimento que posea todos los nutrientes. Por eso, es necesario seguir una dieta variada y equilibrada para la ingesta de casi todos ellos y en las cantidades adecuadas.

Las vitaminas que necesita nuestro cuerpo son cantidades muy pequeñas; la mayoría nos llega a través de los alimentos y solo unas pocas son sintetizadas, en parte, por nuestro propio organismo. Para aprovechar al máximo las vitaminas de los alimentos, es mejor consumir las verduras y frutas crudas, ya que la cocción provoca la pérdida de alguna de ellas, al igual que la de algunos minerales.

Los principales minerales que se encuentran en nuestro cuerpo son:

  • CALCIO
  • FÓSFORO
  • POTASIO
  • SODIO
  • CLORO
  • AZUFRE
  • MAGNESIO
  • MANGANESO
  • HIERRO
  • IODO
  • FLUOR
  • ZINC
  • COBALTO
  • SELENIO

Estos son los más destacados, pero se sabe que hasta 28 son los que se encuentran en nuestro organismo. También son necesarios en pequeñas cantidades. Son importantes, entre otras cosas, para la formación de los huesos, los glóbulos rojos, etc.

La cantidad necesaria de minerales depende de factores como la edad, el sexo o el estado de salud.

Trabajan junto con las vitaminas y ayudan a mantener algunas enfermedades a raya, combatir la fatiga, el cansancio

Con una dieta correcta se asimilan mejor algunos de los nutrientes, que si tomamos los alimentos solos, de manera aislada.

Consejos para tener una Alimentación Sana

Más cantidad de nutrientes no significa estar más sano, ya que dosis excesivas pueden llegar a ser tóxicas para el organismo. Por el contrario, el aporte suficiente de vitaminas y minerales nos ayudan a mantener los huesos fuertes, nos aportan vitalidad y nos ayudan a quemar grasas innecesarias.

No son ni las vitaminas ni los minerales lo que nos engordan, como la gente cree, sino los hidratos de carbono y las grasas, los que lo hacen.

Conviene no cocinar con demasiada antelación, ni recalentar la comida, ya que así se eliminan muchas vitaminas. Por el contrario, aguantarán más las vitaminas al troceado de los alimentos y su conservación en frío algunas horas de espera hasta su consumo.

La vida moderna ha conseguido sofisticadas técnicas de conservación de los alimentos, pero siempre es preferible consumir aquellos que se encuentran en su temporada natural. El ver en el mercado una gran variedad de productos que nos llegan de cualquier parte del mundo no es sinónimo de calidad.

Las personas tenemos diferentes necesidades en función de la zona geográfica que habitamos, las condiciones medioambientales y también, las culturales.

En resumen, nuestro cuerpo lo que necesita es una dieta variada y equilibrada, cuyo consumo no sea pesado, cuidando al máximo la frescura y temporalidad de los alimentos. El ejercicio físico en su justa medida y una buena salud mental nos ayudarán a estar sanos y a gozar del bienestar que todos necesitamos.

JOSEP MASDEU BRUFAL

Naturópata

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Sea el Primero en Puntuar)
Loading...
6 Comentarios
  1. marzo 22, 2010
  2. marzo 22, 2010
  3. octubre 25, 2012
  4. octubre 25, 2012
  5. junio 5, 2015
    • junio 5, 2015

Deje un Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento a nuestra política de cookies.

CERRAR